¿Ovejas de un mismo rebaño?

  • Liturgia<📖> Apologética
    De la Liturgia de la Palabra.
    XIV Sem. T. Ordinario
    Fecha: 13 de Julio de 2018
    Comentario: El evangelio de hoy nos muestra unas frases que quisiera reflexionar por ciertos detalles que nos interpelan y sirven de orientación para nuestra fe y crecimiento espiritual. Jesús utilizaba, casi siempre, un lenguaje coloquial, cotidiano, entendible hasta para los más sencillos, aunque hubo pasajes que no siempre explicó a todos sino a sus discípulos. Este es uno de ellos:
    “En aquel tiempo, dijo Jesús a sus apóstoles: “Mirad que os mando como ovejas entre lobos; por eso, sed sagaces como serpientes y sencillos como palomas.” (Mt 10,16). Una de las características de las ovejas es que son animales soberanamente sociables, idóneos de formar montones o rebaños excesivos (hasta con 1000 individuos) y sin un líder fijo, habitualmente el rebaño sigue al primer individuo que se arriesga a nuevos pastos.(1) Creo que tales características son por las que Jesús nos comparó con ellas, quería y quiere que seamos sociables, unidos, siguiendo a un líder que nos lleve a comulgar con Cristo y a beber de su fuente de vida. Pero también nos anima a ser astutos como serpientes y sencillos como palomas para zafarnos de las viles intenciones de los lobos.
    “Pero no os fiéis de la gente, porque os entregarán a los tribunales, os azotarán en las sinagogas y os harán comparecer ante gobernadores y reyes, por mi causa; así daréis testimonio ante ellos y ante los gentiles.” (Mt 10,17-18). Esta frase es totalmente distinta a lo que profesan nuestros hermanos protestantes, ellos creen que por ser discípulos de Jesús tendrán derecho a una vida de confort, sin sufrimiento y con una abundancia más que cualquiera de sus adeptos. Alegan que Cristo ya sufrió por nuestros pecados, pero ¿Por qué entonces Jesús alerta de tales padecimientos?. Es lamentable que perciban el ministerio cristiano de este modo. La Biblia nos da pruebas suficientes de que es todo lo contrario, empezando por Jesús y terminando por sus seguidores; entonces ya dejemos de creer en falsos profetas y “supuestos” enviados de Dios. Entendamos que seguir a Cristo es estar dispuesto a transitar la empinada que lleva al calvario para morir al mundo y resucitar a la Vida Eterna.
    ”Los hermanos entregarán a sus hermanos para que los maten, los padres a los hijos; se rebelarán los hijos contra sus padres, y los matarán. Todos os odiarán por mi nombre” (Mc 9,38). Ésta es la variable común de todo aquél que no tolera las diferencias, muestra de esto es precisamente, la escena donde los discípulos le dicen a Jesús: “Maestro, hemos visto a uno que expulsaba demonios en tu nombre y tratamos de impedírselo porque no venía con nosotros.» (Mc 9,38-40). Sin embargo Él les dice: ”No se lo impidan. El que no está en contra está con nosotros.” Cabe destacar que no somos los católicos los que siempre inventamos historias o epítetos despectivos de nuestros hermanos protestantes. Así que si somos vilipendiados por culpa del Señor, gloria a su Santo Nombre. Ojalá perseveremos hasta el final para salvarnos.
    Fuente: (1) Http://agronomaster . com/caracteristicas-de-las-ovejas/
    Preguntas para compartir:
    1.- ¿Qué otra explicación puedes darle a este pasaje del tema?
    2.- Cómo interpretas el hecho de ser y actuar como ovejas, serpientes o palomas?
    Elaborada por:
    Adelina Ruíz Mfc
Etiquetas:,

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *